El Mito del Wakon

El dios del cielo”Pacha-Kamac” esposo de la Diosa de la Tierra, “Pacha-Mama”, engendro dos hijos gemelos, varón y mujer, llamados “Wilkas”.

El Dios “Pacha-Kamac” murio ahogado en el mar de Lurin y se encanto en una isla, por este hecho quedo viuda la diosa “Pacha-Mama” y sufrió con sus hijitos muchas penalidades.

Era una noche interminable cuando la viuda salio de Kappir por las fragosidades de “Gasgachin” de la quebrada de “Arma” y descanso al pie de la roca de “Pumaquihuay”. Sobre las altas , cumbres acercaban monstruos horribles, los felinos hambrientos rugían en el fondo de la quebrada. Llenos de terror los Wilcas lloraban inconsolablemente.

La luz coruscante de una llama muy leve sobre un lejano picacho lleno de esperanza a la atribulada madre de los mellizos.

Despues de beber en una laguna de “Huiracocha”, la viuda y sus huitos, continuaron su viaje hacia el sitio donde brillaba la luz.

Los Wilcas no sabian que su padre “Pacha-Kamac” había muerto, y dijeron a su madre: “¡Vamos pronto al sitio donde arde la leña y alli encontramos a nuestro padre!”.

“La caverna de “Wakonpahuasin” del cerro “Reponge” era el sitio donde ardía una hormiga: allí vivía un hombre semidesnudo, llamado “Wakon”, Los viajeros llegaron al sitio donde ardía la leña y allí encontraron al “Wakon”.

“¡Pasar!, les dijo, y sentaos sobre este “tuto” mientras yo cocino. El “tuto” era un tejido e crin vegetal que todavia conservaba las espinas. Los niños se hallaron incómodos sobre este asiento.

El “Wakon” sancochaba patatas en una olla de piedra, y dirigiéndose a los “mellizos” les dice:- “Id al puquio y traedme agua en este cantaro”.

Los niños abedecieron pero la vasija que llevaron a la fuente estaba rajada y por esta los “mellizos” tardaron mucho en regresar a la caverna. Mientras los “Wilkas” quisieron seducir a la madre de los “mellizos”, mas, no pudieron efectuar su intento, devoro a la diosa “Pacha-Mama” quien pago con la muerte su gran fidelidad al dios de los cielos, “Pacha.Kamac”.

El maligno “Wakon” se nutrio de la carne y de la sangre codiciada de la madre de los “mellizos” y guardo una parte de su cuerpo sacrificado en una olla muy grande.

cuando los “melllizos” llegaron al manantial, se dirigieron al “Wakon” y, preguntaron por su madre “Wakon” les contesto: “Muy lejos de este sitio ha ido vuestra madre, pero llegara muy pronto ella”.

Mas los días pasaban interminables y la madre de los Wilcas no llegaba. Los niños lloraban amargamente la ausencia de su madre.

El “Huay.chau” el ave que anuncia la salida del sol….les comunico detalladamente la muerte y les anuncio el peligro que ellos corrían en la compañía del sanguinario “Wakon”.

Deja un comentario

Play All Replay Playlist Replay Track Shuffle Playlist Hide picture